Cuando uno viaja a tantos lugares distintos, a lo largo y ancho del mundo, no puede evitar pensar en que no le importaría pasar los últimos años de su vida y una vez jubilado en algún lugar de ensueño, en este caso, por nuestra condición de isleños, los destinos están claros, islas, islas y más islas! Seguro que a vosotros también se os ha ocurrido pensarlo alguna vez, sobre todo si estáis de viaje por algún lugar increíble. Algunos para vuestra jubilación soñaréis con una vida relajada al lado de vuestros, hijos, nietos, hermanos y amigos y la verdad es que eso está muy bien. Nosotros en cambio, anhelamos todo lo contrario cuando soñamos en paraísos donde jubilarse, soñamos con lugares lejanos, muy lejanos…¿somos raritos?

paraisos donde jubilarse

Pero que nooo, que todavía no nos jubilamos, (aunque ganas no nos faltan) solo estamos soñando un poquito!

Los que nos conocéis bien sabéis de nuestra pasión por el continente asiático, pero que no se nos enfaden nuestros amigos del otro lado del charco, que América también nos gusta y pronto escribiremos un post donde os contemos esos paraísos donde jubilarse en ese continente, pero Asia nos encanta por todas estas razones…

En este continente encajamos a la perfección porque es un destino económico y además, amamos el mar, el clima cálido, las costumbres sencillas, la buena gastronomía, los colores, la música y la gente que sonríe por nada y por todo. Somos extrovertidos, alegres, cordiales y dependiendo del destino que elijas puedes disfrutar de una buenísima calidad de vida, igual o mejor que la que tienes en tu país. En Asia pueden presumir de tranquilidad, alegría, diversión, buenas infraestructuras, buena sanidad, pero también, paisajes espectaculares, islas paradisiacas, playas de ensueño, pueblos tranquilos y ciudades llenas de vida.

Nuestros 7 paraísos donde jubilarse en Asia, (Tailandia, Malasia, Indonesia)

Koh Lanta (Tailandia)

Es otra de las islas que aconsejamos de Tailandia, nosotros la recorrimos en moto y fuera de temporada, así que la prácticamente ausencia de turistas la hacían más hermosa si cabe. La isla está situada a unos 80 kilómetros de Krabi y está dividida en dos zonas bien definidas, Koh Lanta Noi que es la zona que a nosotros más nos gustó pues en ella apenas existen los hoteles, ya que la mayoría están ubicados en la zona de Koh Lanta Yai. Un buen lugar para largos paseos en moto, momentos de charla con los lugareños y mucha, mucha tranquilidad.

paraisos donde jubilarse

 

Koh Tao (Tailandia)

Koh Tao, es una isla pequeña a la par que espectacular. Es un paraíso para mochileros y amantes del mar, por la calidad de sus aguas y vida submarina. Lo mejor para alojarse es huir de la zona donde se encuentra el muelle donde arriban los barcos provenientes de la Tailandia peninsular ya que aquí se encuentran la mayoría de los comercios y locales de ocio. La isla consta de numerosos alojamientos, restaurantes y centros de buceo de entre los que se encuentran varios regentados por españoles. La isla dispone de una carretera asfaltada y caminos de tierra y para moverte por ella, lo mejor es hacerlo en moto o bici, más cómodo y económico.

paraisos donde jubilarse

Koh Pha Ngan (Tailandia)

Seguro que a muchos os suena, porque el nombre de esta isla está íntimamente relacionado con la mundialmente famosa “Full Moon Party” o la fiesta de la luna, donde centenares de jóvenes con ganas de divertirse y algo más acuden hasta la isla en las noches de luna llena y en las demás también. Nosotros que también estuvimos dándonos un garbeo por esta famosa fiesta, decidimos recorrer la isla y alquilamos un coche. La isla es muy bonita y en el interior hay unas preciosas cascadas. La zona de Hat Rin Nork es donde se encuentra la mayor concentración de hoteles, apartamentos y restaurantes y la playa es preciosa. Hat Khuat, es la zona más tranquila, donde vive la población autóctona y tiene una playa larga donde los chicos practican futbol al caer la tarde.

paraisos donde jubilarse

Pulau Kecil, Perhentian (Malasia)

Otro paraíso al que volveríamos una y mil veces, esta vez en la costa este de Malasia.
Playas de arena blanca, aguas turquesa, impresionantes fondos marinos plagados de vistosos peces, cocoteros y selva. No hay carretera asfaltada, ni coches, ni motos, ni bicis, solo pequeños senderos que cruzan de un lado a otro de la isla atravesando la frondosa selva plagada de varanos (lagartos inofensivos de gran tamaño). La segunda linea de playa es casi inexistente, solo algún complejo de cabañas y hotel de reducidas dimensiones, un par de centros de buceo y varios restaurantes donde sirven una excelente comida, muchos de ellos anclados en la arena de la playa, todo aquí entra y sale por mar. Puedes llegar a ella en lancha rápida desde Kuala Besut y asegurase de llevar el alojamiento reservado o es muy probable que termines durmiendo debajo de un cocotero.Importante! lleva dinero, aquí no hay cajeros.

paraisos donde jubilarse

Pulau Tioman (Malasia)

Otra joya de lugar para descansar, saborear la rica gastronomía malaya, disfrutar de largos paseos e interminables jornadas de playa y buceo. Aquí tampoco existen las carreteras, apenas existe un camino encementado que cruza la isla.
Para llegar a ella el trayecto es un poco largo, por lo menos así fue cuando estuvimos nosotros, ya que viniendo de Singapur, paramos en un pueblo llamado Johor Bahru (una hora de bus ), desde aquí cambiar de bus hasta el pueblo de Mersing (unas 3 horas) y desde aquí, una hora en ferry hasta Pulau Tioman. Merece la pena, así que ánimo!
Nosotros nos alojamos en el Juara Beach Resort en Juara Beach, un lugar muy familiar donde la comida está riquísima y las habitaciones son cabañas plantadas en la jungla frente al mar.

paraisos donde jubilarse

Gili Air (Indonesia)

A esta pequeña isla llamada Gili Air, llegamos desde Bali en barco (hora y media). A pesar de recibir gran cantidad de turistas, que como nosotros vienen hasta aquí para disfrutar del mar porque está rodeada de un arrecife de coral que la convierte en un atractivo lugar para el buceo, es a la vez un lugar tranquilo. La isla carece de carreteras y los único vehículos que circulan por ella son las bicis, algunas motos eléctricas y burritos tirando de un carro que hacen a la vez de taxi. En dar la vuelta a la isla por sus senderos polvorientos no te llevará más de hora y media y los atardeceres son espectaculares, todo un acontecimiento en la isla. Los pequeños hoteles y los muchos Home Stay donde alojarte con familias locales es para nosotros una grata experiencia y se encuentran esparcidos por toda la isla, dejando el centro de la misma para los locales, que viven en sus modestas casas rodeados de cocoteros, cabras, vacas, gatos, gallinas y gallos que te hacen de despertador todas las mañanas. Los habitantes de la isla, son extremadamente simpáticos y dedican su vida al turismo, a la ganadería y la agricultura.
En la isla se come de cine, numerosos mini locales de comida y hasta un minimarket regentados siempre por gente local, sirven verdaderas exquisiteces a precios ridículos.

paraisos donde jubilarse

Bali (Indonesia)

De entre todos los paraísos donde jubilarse que os hemos nombrado anteriormente, Bali es el que más nos sorprendió. Teníamos la impresión de que la isla nos iba a decepcionar por lo sumamente turística que es y no fue así. Verdad es también que no estuvimos ni en Kuta, ni en Nusa Dua, que son las dos zonas más concurridas por los turistas. Alquilamos un coche y con él recorrimos toda la isla desde nuestro alojamiento de Ubud. Bali es una isla preciosa, salpicada por más de un millar de templos que reciben la visita de los balineses engalanándolos con flores frescas todos los días.
Rituales florales, rezos y plegarias que te encuentras a cada esquina, en cada hacer por la que caminas. Bali desprende una magia difícil de explicar con palabras, una isla volcánica repleta de vegetación, flores y arrozales. La gastronomía una vez más y como en toda Asia, es espectacular ideal también para las personas celiacas como nuestro hijo.

paraisos donde jubilarse

Bueno amigos, quizás ahora y después de haber leído este post, comprendáis un poquito mejor ese, nuestro sueño de disfrutar de esos paraísos donde jubilarse.

¿Con que paraíso sueñas tu?